martes, 17 de julio de 2007

¡¡QUE NO LE DIGAN, QUE NO LE CUENTEN!!

Sigue pasando lo que ha pasado. Las cosas parecen anquilosadas y nadie o casi nadie nos atrevemos a hacer algo. Insisto: NO CREO EN EL DESTINO COMO FATALIDAD COMO LO HACÍAN LOS GRIEGOS.
Si no ¿para que escribiría?






Pinche en cada imagen para hacerla más grande.






No hay comentarios: